>

Blog

¿Cuando entrenas te alimentas bien?

¿Cuando entrenas te alimentas bien?

Los alimentos proporcionan la energía necesaria para entrenar, ¿pero sabes qué comer antes y después?

Por Gustavo Canul y Ofelia Coop |
Docentes de la Licenciatura en Nutriología

El éxito de un entrenamiento depende de la capacidad del cuerpo para generar la energía suficiente que le permita realizar los ejercicios de manera satisfactoria.

Si bien las necesidades nutricionales cambian según la persona, el clima, así como las horas y la fase del ciclo del entrenamiento en que uno se encuentra, los siguientes consejos son útiles para mejorar el rendimiento.

 

  • Una pequeña colación una hora y media o dos horas antes del entrenamiento le brindará al sistema  digestivo el tiempo suficiente para llevar a cabo la digestión de los alimentos, además de que proporcionará reservas energéticas. Por ejemplo, una colación de frutas frescas, licuados de proteína, una barra de cereal o yogurt bajo en grasa.
  • A menos que busques perder grasa corporal, no entrenes con el estómago vacío, delo contrario, afectará tu rendimiento, sobre todo en los entrenamientos de alta intensidad.
  • El cuerpo necesita recuperar energía luego de finalizar el entrenamiento, por lo que se recomienda comer durante los primeros 30 minutos de haberlo terminado.
  • Es importante recordar que se requieren nutrimentos a fin de reparar el músculo y reponer la energía perdida, así que después de entrenar, ingiere alimentos en los que el 75 % de la energía provenga de hidratos de carbono y 25 % de las proteínas, como una fruta fresca o una porción de verdura (zanahoria, pepino, jícama), un licuado proteico o suero de leche o una porción de cereal (amaranto, avena, entre otros). Evita las grasas.
  • Durante un día de entrenamiento hay que mantener los  niveles de azúcar en la sangre. La manera de lograrlo es consumiendo pequeñas colaciones entre comidas. Se recomienda hacer, al menos, cinco comidas durante todo el día: desayuno, comida, cena y dos colaciones. Las colaciones pueden ser: medio sándwich, una fruta fresca, queso cottagge o una porción de verdura (zanahoria, pepino, jícama).

 

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks y pingbacks están abiertos.

Website Security Test